Posts Tagged ‘Infierno’

En el infierno…

Martes, 24 julio 2012
Se encuentran, Rajoy, Berlusconi y la reina de Inglaterra en el infierno…

Berlusconi le contaba a la reina de Inglaterra que había un teléfono rojo en el infierno y que iba a hablar con el diablo para pedirle autorización para usarlo. Rápidamente, fue y le pidió al diablo permiso para hacer una llamada a Italia, para saber como quedaba el país después de su partida. El diablo le concedió la llamada y habló durante 2 minutos. Al colgar, el diablo le dijo que el costo de la llamada eran 3 millones de dólares, y Berlusconi le pagó.

Al enterarse de esto, la reina de Inglaterra quiso hacer lo mismo y llamó a Inglaterra durante 5 minutos.

El diablo le pasó una cuenta de 10 millones de libras.

 

Rajoy también sintió ganas de llamar a España para ver como había dejado el país, y habló durante 3 horas. Cuando colgó, el diablo le dijo que eran 25 céntimos de Euro.

Marianico se quedó atónito, pues había visto el costo de las llamadas de los demás, así que le preguntó por qué era tan barato llamar a España… Y el diablo le respondió:

– Mira, barbas, con la cantidad de parados, las huelgas, los problemas en los hospitales públicos madrileños, los problemas educativos, la prima de riesgo, la Gurtel, la inmigración, la falta de justicia, , la impunidad y corrupción política, la inseguridad ciudadana, el desgobierno, Camps, los incendios, los moros, la bolsa , la chuleria chascarrillera de Esperanza Aguirre, los problemas de vivienda, la Rudi, Soraya y Cospedal, Gallardón y el inefable Aznar desde las FAES, España será un caos, un infierno…  ¡Y de infierno a infierno la llamada es LOCAL!

 

Share

El cubano y el infierno

Miércoles, 15 septiembre 2010

Un cubano, que fue en vida muy bueno, al morir, como era de esperar, fue al Cielo. Llevaba más de mil años disfrutando de la
eternidad cuando un buen día le dijo a Dios:

‘Dios mío, quisiera que me permitieras conocer el Infierno por una noche, para saber cómo es ese lugar’.

Dios, en su infinita bondad, le dijo: ‘Si es tu voluntad, que así sea’

Nuestro buen hombre se fue esa noche al Infierno.

Bajó hacia su entrada por unas escaleras de mármol blanquísimo.

Vio por doquier luces de neón y una puerta se abrió de manera espectacular, dando paso a un Edén surcado por ríos de ron, whiskey, champagne, y atestado de las mujeres más hermosas que jamás hubiese visto, todas desnudas llamándolo, bebió a lo bestia, comió cuanto quiso y folló sin parar; en fin, pasó la mejor noche de su vida y regresó de madrugada al Cielo.

A la mañana siguiente, habló con Dios y le manifestó su deseo de mudarse definitivamente al Infierno. Dios en su infinita misericordia, nuevamente, Aceptó.

Arreglados sus asuntos burocráticos de empadronamiento celestial, a la semana estaba camino del Infierno.

Bajó las mismas escaleras y se abrió nuevamente la puerta, pero esta vez cayó en una gigantesca olla llena de azufre.

Se hundió en ella mientras el Diablo lo punzaba con su tridente y otro demonio trataba de meterle un consolador con pinchos por el culo.. Con mucho esfuerzo, logró sujetarse al borde, sacó la cabeza y dijo al Diablo, que reposaba sentado en su trono:

‘Señor de las tinieblas, ¿qué es esto? Yo estuve aquí la semana pasada y todo era maravilloso..’

Y el Diablo respondió: ‘Tú, como cubano que eres, ya deberías saber, que una cosa es ser turista y otra residente.’….

Share

El infierno ¿exotérmico o endotérmico?

Miércoles, 17 septiembre 2008

La siguiente pregunta fue hecha en un examen trimestral de química en la Universidad Complutense de Madrid. La respuesta de uno de los estudiantes fue tan ‘profunda’ que el profesor quiso compartirla con sus colegas, vía Internet; razón por la cual podemos todos disfrutar de ella.

Pregunta: ¿Es el Infierno exotérmico (desprende calor) o endotérmico (lo absorbe)?

La mayoría de estudiantes escribieron sus comentarios sobre la Ley de Boyle (el gas se enfría cuando se expande y se calienta cuando se comprime).

Un estudiante, sin embargo, escribió lo siguiente:

‘En primer lugar, necesitamos saber en qué medida la masa total del Infierno varía con el tiempo. Para ello hemos de saber a qué ritmo entran las almas en el Infierno y a qué ritmo salen. Tengo sin embargo entendido que, una vez dentro del Infierno, las almas ya no salen de él. Por lo tanto, no se producen salidas. En cuanto a cuántas almas entran, veamos lo que dicen las diferentes religiones: la mayoría de ellas declaran que si no perteneces a ellas, irás al Infierno. Dado que hay más de una religión que así se expresa y dado que la gente no pertenece a más de una, podemos concluir que todas las almas van al Infierno.

Con las tasas de nacimientos y muertes existentes, podemos deducir que el número de almas en el Infierno crece de forma exponencial.

Veamos ahora cómo varía el volumen del Infierno: según la Ley de Boyle, para que la temperatura y la presión del Infierno se mantengan estables, el volumen debe expandirse en proporción a la entrada de almas. Hay dos posibilidades:

1. Si el Infierno se expande a una velocidad menor que la de entrada de almas, la temperatura y la presión en el Infierno se incrementarán hasta que éste se desintegre.

2. Si el Infierno se expande a una velocidad mayor que la de la entrada de almas, la temperatura y la presión disminuirán hasta que el Infierno se congele.

¿Qué posibilidad es la verdadera? Si aceptamos lo que me dijo Ana en mi primer año de carrera (‘hará frío en el Infierno antes de que me acueste contigo’), y teniendo en cuenta que me acosté con ella ayer noche, la posibilidad número 2 es la verdadera y por tanto daremos como cierto que el Infierno es exotérmico y que ya está congelado. El corolario de esta teoría es que, dado que el Infierno ya está congelado, ya no acepta más almas y está, por tanto, extinguido dejando al Cielo como única prueba de la existencia de un ser divino, lo que explica por qué, anoche, Ana no paraba de gritar ‘¡Oh, Dios mío!’.

Dicho estudiante fue el único que sacó sobresaliente.

Autor: Anónimo

Conclusión: No se si los datos son reales, pero ocurrente si que es.

Share


Esta página web utiliza cookies para mejorar tu visita adaptando la navegación a tus preferencias.
Para seguir navegando tienes que Aceptar las política de cookies. Más información